sábado, 10 de marzo de 2007

Por Alejandra




Mañana

¿Qué me pides?
ser humano,
ser extraño a tus oídos
a tus días conmigo
Y yo, que espero,
no puedo dejarte más que en sueños
y verte de claros colores lilas sobre mi, en un solo jadeo.




Tarde


Piérdete en ese abismo y te encontraré
Si sales de él
Si sales con él
Serás la dama más bella que mis labios quisieron tocar
Pues es mejor volver a mis amantes que deambular sobre mis pies descalzos y fríos suelos de cementerios, hoy abiertos a todo público morboso.





noche


Tan proclive al amor
al deseo de amar
Tan hermosas y excitantes damas cruzaron los lechos prestados o propios
que con solo pensarlo,
sólo estoy, hoy en mi cuarto.
Publicar un comentario